lunes, 6 de diciembre de 2004

Circo en audiencia

Primera Audiencia

El puño levantado. De pie. Periodistas tomándoles fotos. Esa fue la imagen de Abimael Guzmán y la cúpula senderista después de una década sin aparecer frente a cámaras. “Saludo a la prensa libre del Perú”, exclama el autodenominado Presidente Gonzalo. Parece entonces que Uchuraccay y el coche bomba frente a canal 2 nunca hubieran ocurrido. El juez pide orden en la sala, y manda que los periodistas se retiren.

Segunda Audiencia

Esta vez el desorden no fue producto de acciones de los senderistas enjuiciados. Los problemas se originaron por los entredichos y acusaciones entre jueces, el fiscal, los abogados defensores y el procurador. El motivo de discusión fue ¿quién es el más apto para seguir con el juicio?

La causa del juicio

Durante el gobierno de Alberto Fujimori, se crearon diversas leyes por la lucha contra el terrorismo. La cúpula senderista entonces fue juzgada por un tribunal sin rostro. Después de la caída del régimen fujimontesinista, dichas leyes fueron consideradas anticonstitucionales. Por tal motivo las condenas perdieron efecto. A raíz de ello, se inició nuevamente juicio a Abimael Guzman.

El efecto

Entre el circo del juicio, la ciudadanía se ve invadida por la incertidumbre. La simple sospecha que la cúpula senderista sea liberada por la inacción de los fiscales, crea zozobra entre la población. Sobre todo porque no todos están de acuerdo con abrir nuevamente juicio al líder terrorista y sus hombres.

Después de la primera audiencia, los medios de comunicación se vieron imposibilitados de asistir con cámaras de vídeo o fotográficas. A pesar de ello, será sumamente importante que la población siga de cerca el juicio. Que sepa quienes son los que le dan tribuna a los terroristas, o quienes los defienden directa o indirectamente. Sólo así la población podrá ejercer su poder. Sin embargo, para ello los medios de comunicación deberán cumplir su función.

Arriba Perú

Desde hace muchos años, el nombre del Perú no resonaba en el mundo mas que por desgracias o problemas políticos. Los triunfos en deporte le eran esquivos. Sin embargo, en el último año, los peruanos disfrutamos de lo que para muchos es un milagro imposible de creer; éxitos.

El papá triunfó

El 19 de Diciembre de 2003, el Perú entero se sumergió en una inmensa alegría. Cusco reventaba de emoción. Arequipa y el resto del país se aunaban en un solo grito. Cienciano Campeón. Una sola canción era entonada. Upa upa upa pa, el cienciano es el papá. El parque Kennedy festejaba como si la selección peruana hubiera clasificado a un mundial.

Después de décadas sin que nuestro fútbol conociera victorias en el extranjero, un equipo chico, ignorado incluso, rompía el ya mitificado “casi” y lo reemplazó por un optimista “Sí se puede”. Cienciano del Cusco venció al famoso River Plate de Argentina e inició de esta manera un año de triunfos en un país acostumbrado a derrotas, sobre todo en el fútbol. A partir de ese momento la mediocre fórmula, “Casi lo logramos, pero…”, perdió su poder.

Muchos miraron con suspicacia la victoria del Cienciano. “No parece un equipo peruano”, exclama la cadena Fox Sport, tras anunciar la victoria del Papá. Y es cierto. A diferencia de otros equipos peruanos, Cienciano siempre va con la cabeza en alto. Ganar es la meta. No importa si el rival es un equipo chico o grande.

Si algunos pensaron que el triunfo de Cienciano sobre River Plate fue un hecho fortuito, entonces el equipo del Cusco los calló. Ante el Rey de Copas, Boca Junios, Cienciano no se amilanó. Cienciano se impuso en la misma modalidad con que Boca se hizo de torneos. Los penales sellaron una victoria. Victoria que sirvió para despejar el trago amargo tras la derrota peruana frente a la selección argentina.

miércoles, 6 de octubre de 2004

El Límite del Cuarto Poder

El domingo 3 de Octubre, se presentó en el programa dominical Cuarto Poder, un vídeo del año 1997. En dicho vídeo se ve al entonces candidato a la presidencia de la República, Alejandro Toledo, en plena celebración por haber conseguido que el 99,5 % de las firmas de su partido Perú Posible sean aprobadas por el Jurado Nacional de Elecciones.

Videíto Manda

El vídeo fue presentado en un contexto no circunstancial; el presidente atravesaba el escándalo de la recolección de firmas falsas. Según testigos la hermana del presidente, Margarita Toledo, participó activamente en la fábrica de firmas, aunque ella lo niega. La primera dama, Eliane Karp también fue involucrada en la falsificación de las firmas. En su defensa, se aseguró que la primera dama no estaba en Perú en ese tiempo.

Sin embargo, el vídeo presentado se encarga de negar la defensa esgrimida por Margarita Toledo y Eliane Karp. En el se ve y escucha a un Toledo agradeciéndole a su hermana el trabajo realizado en la recolección de firmas, y al lado del mandatario se ve a Karp.

Perdiendo los videos

Después de la emisión del vídeo, el presidente de la república ejerció su derecho a replica. Empero, este no obtuvo el mismo resultado que Valentín Paniagua ante Lucar.

Toledo se defiende de las presunciones sacadas del vídeo. Poco a poco, la exaltación se apodera del mandatario y acusa al periodista de ser un cobarde.

viernes, 1 de octubre de 2004

Aplazan final de procuradores

Renuevan el contrato por tres meses

La expectativa generada por la ratificación de los procuradores anticorrupción ha llegado a su fin o por lo menos se ha aplazado por 3 meses. Anoche el Presidente del Consejo de Ministros, Carlos Ferrero, anunció la renovación de los contratos de los funcionarios públicos.

Si bien es cierto, el primer ministro aseguró que se renueva el contrato para apoyar con firmeza la lucha contra la corrupción, la impresión que dio fue otra. Ferrero aseveró que la ratificación se da sólo hasta Diciembre debido a que la planificación el impuesto es anual. Empero, se cree que el presidente aceptó la continuidad del equipo de procuradores sólo por la presión ejercida por la opinión pública y no por propia iniciativa.
Causas:
Hace unos meses cuando los procuradores iniciaron a investigar los actos de corrupción de este gobierno, los propios investigados desarrollaron una campaña de demolición contra los funcionarios. A raíz de ello se temió que los procuradores no continuaran en sus puestos cumpliendo con su labor fiscalizadora. Sin embargo, los procuradores resistieron la agresión contra ellos, y acudieron a los medios de comunicación en busca de apoyo. Apoyo que efectivamente obtuvieron por parte de la opinión pública.

Es probable que la maquinaria de desacreditación tan usada por el gobierno con efectividad en anteriores casos, vuelva a estar operativa. También es posible que durante los 90 días de lapso dado por el gobierno, se pierda el interés por los procuradores entre la opinión pública y las acciones del gobierno no sean fiscalizadas.

domingo, 18 de julio de 2004

Desde el mar y desde el lago.

Entre sahumerio gris y polleras de colores

La tradición legada por lo españoles, el Corpus Christi, vive en el Perú. En Lima la celebración principal se realiza en la Catedral, en una ceremonia solemne que convoca a la multitud católica. Pero otra fiesta en honor a San Antonio traída desde Puno no puede pasar desapercibida a pesar de que se realizan el mismo día.
Un mar morado se apresta a escuchar la misa en las afueras de la Catedral. No es octubre, pero un ligero olor a sahumerio se confunde con la humedad limeña. A pesar del frío, la hermandad del señor de los milagros hace acto de presencia. Todos los años, los hermanos nazarenos son invitados a la Misa del Corpus Christi, presidida por el cardenal Juan Luis Cipriani.

Roberto Troncoso, hermano nazareno siempre ha asistido a la Misa del Corpus Christi. Sin embargo este año lo que más le sorprende es que hay muchas más congregaciones religiosas que otros años. “Siempre somos casi todos del Señor de los Milagros, pero ahora hay más”, dice mientras mira a quienes aguardan el inicio de la ceremonia. Alrededor se ve que los hermanos de la Virgen del Chapi casi llegan al mismo número que los nazarenos.

Desde muy temprano diversas congregaciones religiosas, se apostaron en los bordes de la plaza. Los Caballeros de Nuestra Señora del Perpetuo Socorro, conversan sin moverse de área. La hermandad de San Judas Tadeo a las 9 y media ya estaba lista. Los fieles a San Martín llegan con las andas del santo en hombros. Se ubican en la esquina del jirón de la unión. En la misma recta, esta la Virgen de la Evangelización. En la esquina de palacio frente a la estación de desamparados se encuentra San Agustín.

Pequeños hermanos

Christian carga el estandarte. José lleva los bolsos de sus uniformes. A sus apenas 12 años, los niños pertenecen a la Hermandad de la Santísima Virgen del Carmen de Leticia. Viven en el Rímac y están orgullosos de decir que una semana atrás habían participado en las celebraciones en honor a la Virgen del perpetuo Socorro. Por un momento Christian le da el estandarte a José. Con seguridad se pone el hábito marrón. Christian sabe que todavía faltan horas para la misa del Corpus Chirsti, pero los mayores ya están vestidos. José lo escucha y apenas su compañero está listo le regresa el estandarte y busca su hábito.

Conforme la mañana avanza, la Plaza Mayor se llena. Pero no sólo de devotos católicos, sino de turistas. Algunos están sorprendidos del movimiento. Otros advertidos por sus guías turísticos sólo se concentran en las fotos. Las alfombras de flores ya están casi listas. Los fieles apresuran el paso, al ver que el minutero se acerca a las 11. Los parlantes preparados en el atrio de la catedral asustan a las aves, cuando comienzan a sonar las canciones religiosas.

Diablada del santo

“That way! That way!”, dice una señora bajita a dos turistas de acento italiano. La señora apunta hacia la calle Lampa. “Es una fiesta, un pasacalle”. Una chica a su costado agrega en un inglés tímido. “It´s a parade”. A pesar de su voz casi imperceptible, las italianas lo comprenden. Van hacia la calle Lampa, donde una mujer policía al costado de su moto, cerraba el tránsito y desviaba vehículos. Al escuchar la banda, las italianas se apresuraron.

El entusiasmo de la señora se entiende. Un enorme séquito de danzantes marca el paso de San Antonio de Padua de Putina. El santo está adornado con arreglos florales. A su paso los ganadores de concursos de baile del altiplano se exhiben, mostrando porque se hicieron del primer puesto. Son jóvenes en su mayoría, y ponen todo el aliento en deleitar no sólo al santo, pero al público también.

Y el público no sólo es nacional. Turistas toman fotos entusiasmados. “Antes podíamos estar en la plaza, ahora Toledo no nos quiere ahí”, dice una de las asistentes a la procesión. La banda no deja de tocar, y una mujer embarazada sorprende al no sólo bailar sino marcar el paso de los otros danzantes.


Adoración saltando

“El pueblo andino muestra su fe por medio de la danza. Con ello le rindieron culto a la Pachamama, a los Apus, ahora al Dios cristiano”, dice uno de los presentes. Los vestidos que se mueven al son de la música son una comprobación a lo expresado por el observador. La diablada se baile detrás del santo. Es la manifestación en la visión andina de la batalla entre el bien y el mal.

El público continúa disfrutando del espectáculo hasta que la procesión hecha fiesta de alegría llegue al local de la avenida Abancay donde los hijos de Putina se reúnen a festejar.

Hostiamóvil

“Es la primera vez que el sacerdote que lleva la hostia no hace el recorrido a pie”, dice Roberto Troncoso sorprendido. Es difícil por la multitud ver al cardenal, movilizarse en un auto especialmente decorado para la ocasión. Lleva el custodio dorado desde la catedral hasta los altares hechos en la Plaza Mayor. Sólo se oyen los aplausos cuando al fin llega su destino. El camino del Corpus Christi está amenizado por la música que los parlantes propagan y por los cánticos de las diferentes hermandades.

“Papamóvil, y ahora hostiamovil” dice un joven que acompaña a su madre. La mujer tiene un rosario y a pesar del comentario de su hijo sólo murmura sus oraciones. “Las plegarias son la manifestación más clara de la fe cristiana” nos dice el teólogo Javier Velásquez. “Con ellas los católicos se comunican con Dios”, agrega.

Lima, 18 de Julio de 2004